¿Recuerdas esas reuniones familiares en donde tus tíos te preguntan cosas incómodas? ¿Te has sentido abrumado por las expectativas de otros? Te has preguntado, ¿qué diablos voy a hacer con mi vida? Piensa en eso y multiplícalo por mil. El resultado es “Shiva Baby”, una comedia incómoda de la debutante Emma Seligman.

Danielle (Rachel Sennott) es una joven bisexual judía cuya vida es un desorden. Está saliendo con un sugar daddy llamado Max (Danny Deferrari), le miente a sus padres sobre sus estudios y es claro que no sabe qué hacer con su futuro. Danielle es arrastrada a una shiva (funeral judío) con sus padres y aquí sus secretos comienzan a destaparse cuando se encuentra a familiares incómodos, su ex-novia Maya (Molly Gordon) y hasta Max, quien – para el horror de ambos – resulta ser un amigo lejano de la familia. Es una pesadilla.

Shiva-Baby-Rachel-Sennott-01

Grité viendo “Shiva Baby”. Quería darle una vuelta a la manzana y luego gritar más. Tuve que tomar profundas respiraciones porque me provocó más ansiedad que ver “Dunkirk” en una pantalla IMAX. Entre bebés gritando, secretos a punto de ser descubiertos, comentarios insoportables, papás que hablan mucho y un estresante score compuesto por violines, Emma Seligman construye una angustiante y claustrofóbica atmósfera de la cual es imposible escapar… pero en la cual también encuentras risas y comprensión.

Durante la reunión infernal, nuestra protagonista es bombardeada con las típicas preguntas y comentarios nefastos: ¿Y el novio? ¿Qué estás estudiando? ¿Qué planeas estudiar? ¿Por qué estás tan flaca? Esto ocurre una y otra vez. Cuando crees que Danielle ya no tiene más tías metiches, una más la espera a la vuelta de la esquina para cuestionarla. Tampoco puede faltar el papá hablando de una etapa vergonzosa de la hija o la madre que no se atreve a reconocer la identidad sexual de su hija. De alguna manera u otra, todos hemos atravesado por algunas de estas cosas en reuniones familiares y por lo tanto, es muy fácil empatizar con la situación.

Las cosas se ponen más complicadas cuando Danielle se entera de que Max tiene un hijo y está casado con una hermosa rubia. La presión para que sus padres no se enteren de que está saliendo con un sugar daddy se combina con sus celos hacia la rubia, y el resultado es un cóctel de incertidumbre y pánico. Ah, y vamos a agregar la presencia de una chismosa ex-novia constantemente indagando en su vida personal. 

Seligman estructura su guión para sacar el cringe máximo y ponerte en los zapatos de su protagonista, quien está atravesando por una crisis existencial y es abrumada por la presión que ejerce su familia sobre ella. Cuando Danielle sale de la casa para tomar un respiro, tú también sientes el aire en la cara y el alivio de dejar, aunque sea momentáneamente, la claustrofobia de la reunión atrás. 

Shiva-Baby-Agron-Deferrari-02

Odie a absolutamente todos los personajes de esta película. Son mentirosos, manipuladores, egoístas, hipócritas y no se callan. Pero debo darle una medalla a Fred Melamed como el padre de Danielle; debe ser uno de las actuaciones más desesperantes que he visto en mi vida. Estaba enojado e impresionado con lo que Melamed y Seligman lograron con este personaje porque de verdad lo quería aventar a las vías del tren.

Todo esto lo digo con un cariño retorcido porque admiro completamente lo que Seligman logró. De hecho me parece que “Shiva Baby” es una de las películas mejor dirigidas que he visto este año y tengo muchas ganas de ver cuál es su próximo proyecto. Creo que tiene futuro en el género del horror porque claramente sabe qué nervios tocar para manipular tus emociones. 

Sé que estoy usando muchas hipérboles, pero ese es el efecto de “Shiva Baby”. Con tensión, comedia y fastidios, Emma Seligman orquesta magistralmente una representación de las presiones que una persona joven puede llegar a sentir, y de paso te enseña algunas costumbres judías. Es un pequeño y cómico paquete de estrés que te hará practicar meditaciones para calmar los nervios.

“Shiva Baby” es selección oficial de TIFF 2020 y y se estrena en MUBI el 11 de junio. Visita este enlace para obtener un mes gratis de MUBI.