David Cornwell, mejor conocido por su pseudónimo literario John le Carré, es famoso por sus populares novelas de espías, varias de las cuales han sido adaptadas a la pantalla grande. En su nuevo documental, John le Carré: Volar en círculos (o The Pigeon Tunnel), el director Errol Morris analiza la interesante vida de este exespía y cómo sus vivencias moldearon sus obras literarias.

A través de cuidadas recreaciones, fotografías, fragmentos de las películas basadas en sus libros y una impecable puesta en escena, Morris convierte lo que podría haber sido una entrevista convencional en un thriller atrapante y entretenido tanto para quienes conozcan del trabajo de Cornwell como para quienes no tengan idea del mismo.

El escritor nos va contando su vida, desde su infancia hasta los años más exitosos de su carrera, pasando por su interesante periodo como espía para el servicio secreto británico. Aunque sí es un relato cronológico, los giros están hilados de tal forma que nunca aburren y nos revelan aspectos sorpresivos de este personaje: él mismo asegura que aunque algunos hechos podrían no haber pasado como los cuenta, él elige que sean ciertos. Esta narración poco confiable en primera persona le agrega una capa constante de misterio al relato: el documentalista reta a la audiencia a descubrir quién es realmente este ícono del espionaje.

La entrevista principal, que es la columna vertebral de todo el documental, está ambientada en un espacio que recuerda al despacho de un espía retirado. La música nos lleva a ese tono inmediatamente; mientras que la oficina, aunque es sencilla, tiene la paleta de colores y elegancia propia de este tipo de películas. La fotografía es dinámica y muy creativa, al igual que la edición: para tratarse de un señor hablando frente a un escritorio, hay muchísimos planos fuera de lo común que son intercalados para mantener alerta al espectador. Estos cortes poco habituales no son solo un capricho: en una escena, por ejemplo, Cornwell nos relata una conversación entre dos personajes, y la película nos muestra un plano y contraplano de él, como si de verdad se tratara de dos personas diferentes. De esta forma, Morris nos sumerge en el relato de forma orgánica a través de la técnica audiovisual.

Hay un fuerte apoyo de la ficción que a ratos nos hacen preguntarnos si este se trata de un documental con reconstrucciones o una ficción con elementos documentales: las recreaciones son impecables, sumamente cuidadas para dar la apariencia de ser sacadas de películas de espionaje. Esto no solo es visualmente llamativo, sino que va perfectamente acorde con el personaje: Cornwell ha vivido toda su existencia haciendo de sus experiencias y su propia vida una ficción, todo el tiempo fingiendo y armando historias, por lo que parece muy apropiado ilustrar sus vivencias no con material de archivo, sino con ficcionalizaciones.

John le Carré: Volar en círculos convierte una entrevista en una exitosa mezcla entre thriller y biopic que supera a varias producciones de ficción. Aunque no conozcas la vida de este personaje, Morris te muestra qué es lo que lo hace tan interesante y te deja con ganas de saber más de su obra; y aquellos que sean fans de sus libros probablemente encontrarán muchísimas referencias que los dejarán encantados.

“John le Carré: Volar en círculos” o “The Pigeon Tunnel” está disponible en Apple TV+.