Musa Hadid es el alcalde de Ramallah, una ciudad palestina rodeada de soldados y asentamientos israelíes. En su nuevo proyecto “Mayor”, el documentalista David Osit sigue a este agradable político a todos lados para traernos una perspectiva fresca y enriquecedora del conflicto palestino-israelí.

El alcalde parece ser un hombre bonachón y simpático, es fácil encariñarte de él. Su misión es hacer de Ramallah una ciudad bonita y digna para sus habitantes; tal vez así puedan olvidar la complicada situación política en la que se encuentran. Al principio seguimos a Hadid planeando eventos navideños, visitando escuelas y revisando problemas de drenaje. Es muy bonito ver a un pueblo próspero que superficialmente parece tener problemas comunes y a un hombre buscando darle felicidad a su gente.

Sin embargo, cuando Trump anuncia (en 2017) su decisión de hacer a Jerusalén la capital de Israel, se cae la fachada de sencillez. De repente hay soldados israelíes marchando por las calles con el simple objetivo de instaurar miedo a la ciudad. Hadid tranquilamente los ve del otro lado de la calle. ¿Qué puede hacer? El conflicto provee tensión y un ángulo poco explorado de esta región del mundo. 

A excepción de un breve texto al inicio, Osit simplemente graba al estilo verité a su sujeto y deja que el pietaje hable. Sin embargo, la situación política del lugar no es fácil de entender y el documental no hace el mejor trabajo de explicarlo. Si no conoces nada del conflicto, es recomendable darle una repasada a Google para no llegar en blanco.

“Mayor” es el retrato honesto y bien intencionado de un hombre buscando dignidad para su ciudad y una ventana a los desafíos de un alcalde en medio de una crisis política. No es espectacular pero sí provee de maravillosos momentos de reflexión, un final poético y un punto de vista distinto a lo que estamos acustumbradxs. 

“Mayor” forma parte del programa oficial del Double Exposure Film Festival 2020.

Imagen de portada cortesía de DXIFF20.

Mayor-02
Foto cortesía de DXIFF20